Super sale de Polo Ralph Lauren al 80 por ciento. ¿Te los vas a perder?

El sábado tuve el placer de recorrer el pre-sale de Polo Ralph Lauren. Algunos invitados, empleados de la firma y pocos miembros de la prensa pudimos ver el outlet antes que el resto de los mortales. Porque desde el 11 de octubre al 1 de noviembre, de 12 a 20hs, hay un outlet de Polo Ralph Lauren en el Tattersall de Palermo (Libertador al 4500).
Lo impresionante es que las colecciones pasadas están a un 80% de descuento, mientras que los básicos al 50%. ¿Qué se pude encontrar allí? Poca ropa femenina, lamentablemente. Poca y difícil, para una mujer que pasa los 40 años, diría, aunque si están seguras del talle de mamá es una buena oportunidad. El lugar es pequeño, y hasy que hacer fila. Pero pero es el precio que hay que pagar por una ganga: hay polleras de cuero, chaquetas de jean, bellísimos vestidos negros, camisas con lazo en el cuello, vestidos vaporosos, mucha seda, y otras cosas.
Aunque al menos el primer día no fue genial en términos de moda femenina (supongo que habrá recambio de prendas), ese pequeño espacio es el paraíso de la ropa masculina. Paraíso muy terrenal, porque los precios son realmente INSOLITOS, por supuesto en relación a la marca.
Por ejemplo, una camisa tipo smoking, con pechera alforzada vale US$ 240, con el 80 de descuento queda en US$48, lo mismo que cuesta una camisa cualquiera en un local de hombres medio pelo.
Con el descuento hecho, los sweaters y las camisas (hay miles de opciones y estampas) valen US$36. Hay bellísimos cardigans, camisas de jean a US$ 36, bermudas cargo de gabardina a $130, la chomba clásica vale $150 y hay otros modelos de piqué a $77 (una ganga), además de camisas y pantalones de corderoy, blazers pied de poule, príncipe de gales, pantalones, chalecos deportivos, chaquetas con bolsillos plaqué estilo militar, abrigos, etc.
Lo triste es que no hay muchos accesorios, o cuando llegué, a las 4, no quedaba nada (la vitrina estaba desvastada), algunos cinturones con las hebillas más difíciles de sobrellevar… y algunas corbatas muy Chiche Gelblung. Pero supongo que si uno llega temprano debe haber muchas cosas para elegir en esa vitrina tan codiciada. La fila para pagar está controlada y el ambiente es agradable, la cantidad de gente justa para sentirse comodo. Por supuesto que todos compran como si se acabara el mundo. No es para menos! Que les aproveche! Les recomiendo ir temprano, antes de las 12, para pasar primeros.
Aclaración: no hay probadores.
Y otra gran noticia: hay ropa para chicos.
Después me cuentan!

Anuncios